Pregondó
Print Friendly, PDF & Email

10 razones que te harán querer viajar a Menorca ya mismo

Encuentra rápido lo que buscas

La gastronomía, los paisajes increíbles, las playas de ensueño, el deporte y la historia se entremezclan en Menorca creando una experiencia única para los viajeros que se aventuran a descubrir una de las islas más seductoras del Mediterráneo, declarada en su conjunto Reserva de la Biosfera por la UNESCO en 1993.

A mí me dejó totalmente enamorada, con ganas de volver una y mil veces para seguir explorándola, para seguir descubriendo rincones maravillosos. De ahí que en este post te cuente cuáles son para mi las 10 razones que te harán querer viajar a Menorca ya mismo.

1. Las vistas desde el Cap de Cavallería

El Cap de Cavallería es el punto más al norte de Menorca y uno de las zonas más espectaculares de la isla, con acantilados de más de 90 metros de altura y un pequeño faro que se inauguró en 1857.

Además de las imponentes vistas sobre el mar Mediterráneo también es interesante dedicar unos minutos a ver cómo las cabras que habitan los alrededores del faro se la juegan por las rocas de los acantilados desafiando las leyes de la gravedad, ¡menudas valientes!

Hasta el faro se accede a pie desde un aparcamiento que hay a pocos metros y hasta allí por una estrecha carretera atravesando enclaves tan pintorescos como el Port de Sanitja, un embarcadero muy fotogénico ubicado en una tranquila ensenada.

viajar a Menorca

2. El color azul turquesa del agua de las calas del sur

Seguro que si estás pensando en viajar a Menorca una de las principales razones que te empujan a querer hacerlo son sus pequeñas calas de aguas turquesas. Es totalmente comprensible ya que la isla cuenta con algunas de las playas más bonitas del Mediterráneo: en Turqueta, Es Talaier, Macarella, Macarelleta, Mitjana o Mitjaneta son sólo algunas de ellas.

Mis preferidas son en Turqueta y Macarelleta, pero también son las favoritas de muchísimas otras personas, así que tenlo en cuenta a la hora de ir. A Macarelleta se llega caminando desde Macarella y hasta ésta se puede acceder en coche dejándolo bien en un aparcamiento privado (más cerca, 5 € coche – 2 € moto) o en uno público (un poco más lejos – gratuito).

La mejor opción, para mí, es visitarla a primera hora de la mañana (9:00 o un poco antes), cuando todavía no hay gente, porque al ser pequeña se llena enseguida y vacía es una maravilla.

Llegar a en Turqueta es sencillo, sin embargo, coger sitio en el aparcamiento (gratuito) si no vas a primerísima hora de la mañana (8:00) es prácticamente imposible.

Créeme que no estoy exagerando, nosotras estábamos en el aparcamiento a las 9:00 y, tras aguantar un atasco bastante grande, cuando entramos ya casi no había sitio, así que más vale prevenir. Desde el aparcamiento a la playa hay una distancia de unos 850 metros.

⇒ Por supuesto, las recomendaciones de horarios son para verano, quizás en temporada
  baja no haga falta madrugar tanto...

viajar a Menorca

3. La pomada granizada de la playa de Binibeca

viajar a MenorcaLa pomada granizada fue sin duda uno de los mayores descubrimientos de nuestro viaje a Menorca.

Hecha a base de ginebra Gin Xoriguer (propia de la isla), limón, azúcar, agua y hielo, es una de las bebidas más ricas y refrescantes que he probado nunca y una de las bebidas más típicas durante las fiestas menorquinas.

Nosotras nos tomamos unas cuantas en la terraza del chiringuito de la playa de Binibeca, bajo una sombrilla de paja y a dos pasos del agua, ¡una pasada!

La experiencia no pudo ser mejor, de hecho nos gustó tanto que el último día no pudimos evitar volver para tomarnos otro par antes de regresar a Asturias.

4. Tomar algo en la Cova d’En Xoroi

La Cova d’en Xoroi es uno de los sitios más míticos de la isla, y por tanto uno de los más abarrotados. La visita (13 € – refresco, vino o cerveza incluido) me dejó con un sabor agridulce ya que el sitio – un conjunto de cuevas excavadas en un acantilado y reconvertidas en bar – es una maravilla pero la cantidad de gente que había allí desmerecía la experiencia totalmente…

¿Mi recomendación? El sitio es una pasada, merece la pena visitarlo, pero no vayas al atardecer, sólo conseguirás estar como sardinas en lata y hay sitios mucho mejores para ver atardecer en Menorca (sino sigue leyendo y verás). Además, ¡al atardecer la entrada es más cara!

viajar a Menorca

5. Los paseos por el Camí de Cavalls

El Camí de Cavalls es un sendero (GR-223) de 185 kilómetros de longitud que recorre toda la costa alrededor de la isla. Está dividido en 20 etapas que se pueden hacer a tramos, de seguido o como prefieras.

Nosotras hicimos algún tramo entre playas y es muy importante tener especial cuidado en días de sol, ya que en muchas de las etapas no hay a penas vegetación donde resguardarse del sol, así que es importantísimo llevar algo para protegernos la cabeza, crema solar y agua.

El origen de este camino se remonta al siglo XIV, cuando se creó como método de defensa a caballo contra las invasiones enemigas. Se le dio este uso hasta el siglo XVIII, fecha a partir de la cual comenzó sólo a utilizarse como servidumbre para las fincas aledañas.

En 1996 se impulsó un movimiento popular por la recuperación de este sendero histórico y en el año 2000 se logró su reapertura como camino público dentro de las denominadas Rutas de Gran Recorrido europeas.

viajar a Menorca

6. El coqueto Far de Favàritx

El faro de Favàritx, al noreste de la isla y de 33 metros de altura, se inauguró en 1922 y forma parte del Parque Natural de s’Albufera des Grau, un área de 5.000 hectáreas que conforma junto con Isla Colom y la Albufera des Grau.

Se trata de una zona de piedra oscura (pizarra), seca y sin a penas vegetación que me recordó en cierto modo a Lanzarote (salvando las distancias). Los acantilados son bajos, con pequeñas calas en los alrededores.

Además, cerca de allí se encuentran calas como cala Presili o cala Tortuga. Pese a que estaban dentro de nuestros planes, nosotras no pudimos visitarlas porque soplaba bastante fuerte la tramontana (viento de norte) y se daban todas las condiciones para encontrarnos con unas cuantas medusas, algo con lo que tuvimos que lidiar durante todo nuestro viaje.

viajar a Menorca

7. Las calas de arena roja y barro del norte

Cuando pensaba en viajar a Menorca se me venían a la cabeza imágenes de pequeñas calas de aguas azul intenso y arena blanca, playas idílicas con las que los norteños solemos soñar cuando tenemos más de tres días de lluvia seguidos…

Sin embargo, cuando empiezas a mirar un poco más a fondo todo lo que la isla tiene para ofrecer te das cuenta de que al norte hay un universo paralelo de playas de arena dorada o roja (arcillosas) y aguas completamente cristalinas.

Cavallería, Cala Pilar y Pregonda/Pregondó son tres de ellas, arenales relativamente grandes (sobre todo Cavallería) donde disfrutar de la palabra ‘playa’ en su máximo esplendor. Todas se encuentran bastante lejos de la civilización y todas tienen aparcamiento gratuito.

Cavallería tiene el parking a unos 500 metros de la playa, lo que la convierte en la más frecuentada de las tres. En cambio, para llegar a Cala Pilar hay que caminar unos 30 minutos desde el aparcamiento atravesando bosques autóctonos bastante bonitos.

Los fondos marinos de Cala Pilar y de las rocas que la delimitan en sus extremos son una maravilla, así que si te gusta hacer snorkel no dejes de coger tu tubo y tus gafas y visitarla. Yo es uno de los recuerdos más bonitos que guardo de nuestro viaje…

Y no es de extrañar, porque la mayor parte de la zona norte de la isla está declarada Reserva Marina del Norte de Menorca debido a su heterogeneidad y variedad de hábitats.

Por el contrario, para llegar a Pregonda y Pregondó debemos dejar el coche en el parking de Benimel.là y recorrer el Camí de Cavalls durante 30 minutos, sin árboles ni nada que nos proteja del sol, así que debemos ser prudentes.

⇒ En los últimos año se ha puesto de moda restregarse por el cuerpo la arcilla de las rocas
  de estas playas, algo que, aunque a priori pueda parece inofensivo, acelera la erosión
  de las paredes de los acantilados, desestabilizando el desarrollo natural de las 
  formaciones rocosas, la vegetación, etc. y suponiendo un riesgo serio para los visitantes 
  al haber mayor probabilidad de desprendimientos. Así que actúa con cabeza y piensa en 
  cómo pueden afectar tus acciones al entorno en el que te encuentras.

viajar a Menorca

8. Callejear por las laberínticas calles de Binibèquer Vell

viajar a Menorca

Binibèquer Vell fue construido en 1972 imitando la arquitectura y el aspecto de los antiguos pueblos de pescadores de la isla.

Es por ello que no todo el mundo lo ve con buenos ojos y muchos lo consideran un engaño hacia el turista.

Sea como fuere, callejear por sus laberínticas calles empedradas, contemplar las minúsculas casas encaladas en contraste con el color fucsia de las buganvillas que cuelgan de las fachadas y las lanchas que reposan en el pequeño puerto, es un verdadero placer.

Antes de ir me preguntaba si realmente merecería la pena visitar este pueblo… La respuesta es un claro y rotundo ‘SÍ’, así que no lo dudes.

9. La paz que se respira al contemplar la illa de l’aire

La illa de l’aire (isla del aire) es una pequeña isla (34 hectáreas) que se encuentra frente a la costa de Punta Prima. Se trata del punto más meridional de Menorca y hasta ella sólo se puede acceder en barco.

Se encuentra deshabitada, aunque hay animales como conejos, lagartijas y aves marinas. Además alberga el faro más alto de Menorca, construido en 1860 y con una torre de 38 metros de altura que se eleva a 53 metros sobre el nivel del mar.

En Punta Prima hay un pequeño mirador desde donde se tienen unas vistas geniales de la isla, sobre todo al atardecer con el cielo tiñéndose de rosa.

viajar a Menorca

10. El atardecer desde la terraza del Cap d’Artrux

viajar a MenorcaEl cap d’Artrutx es el extremo más sur-occidental de Menorca y uno de los sitios más bonitos para ver atardecer en la isla.

Se encuentra a escasos 20 minutos de Ciutadella y lo primero que llama la atención es su faro de rayas blancas y azules, que alcanza una altura de 45 metros sobre el nivel del mar.

Además, el edificio del faro alberga un restaurante que dispone de una amplísima terraza, parte cubierta y parte descubierta, perfecta para disfrutar de un hipnótico atardecer sobre el mar y con la vecina isla de Mallorca en el horizonte.

Y tú, ¿has estado alguna vez en la isla?
¿Cuáles son tus razones para haber viajado o querer viajar a Menorca?
Print Friendly, PDF & Email

Recuerda que puedes reservar...

Has de saber que si reservas desde estos enlaces yo me llevaré una comisión y, por tanto, una gran alegría, ¡que la vida está muy cara! Y mantener un blog no es precisamente barato (ni en tiempo ni en dinero).

Así que, si lo necesitas, te animo a hacer tus reservas de transporte, alojamiento, actividades y seguros de viaje a través de ellos. A ti no te supondrá ningún gasto extra y a mí me darás un chute de alegría y de dineros por los que te estaré eternamente agradecida.

Al fin y al cabo estarás echándome un cable para mantener en pie el blog, contribuyendo a que pueda seguir creando contenido y a que mi trabajo por aquí sea sostenible en el tiempo.

¡Mil gracias!

sandra fernandez s

  • lo mejor de asturias y su naturaleza
    EBOOK
    Lo Mejor de Asturias y su naturaleza

    Suscríbete a la newsletter y recíbelo gratis en tu correo. ¿Que el ebook no te interesa? Bueno, ¡puedes suscribirte igual! Prometo escribirte solo cuando tenga contenido exclusivo, reflexiones, descubrimientos, etc. interesantes que compartir.

    “En asturiasprestosa.com (titularidad de Sandra Fernández Sánchez) trataremos los datos que nos facilites con la finalidad de enviarte nuestro contenido. Podrás ejercer los derechos de acceso, rectificación, limitación, oposición, portabilidad, o retirar el consentimiento enviando un email a hola@asturiasprestosa.com. También puedes solicitar la tutela de derechos ante la Autoridad de Control. Puedes consultar información adicional y detallada sobre protección de datos en nuestra política de privacidad.



  • Booking.com
  • Reserva tu billete de tren, autobus o avión
  • 7 respuestas

    1. Tengo muchísimas ganas de conocer Menorca, todo el mundo habla maravillas y tu por lo que leo y veo, no eres la excepción. Solo he estado en Ibiza y me pareció maravillosa. Tomo nota de tooodo lo que cuentas, lo de la ginebra propia me ha llamado mucho la atención y la Cova de’n Xoroi (creo que lo he escrito mal), me parece una pasada, pero como bien dices, en temporada baja ;)
      Un beso
      Carmen

      1. A mí me dejó enamorada, con ganas de volver mil veces a disfrutar de las playas y beber mucha pomada jeje ¡Un abrazo Carmen!

    2. Creo que Baleares es la única Comunidad Autonómica que aún no he visitado y aunque Mallorca e Ibiza no me atraen mucho, creo que sí elegiría Menorca como mi primera visita a este conjunto de islas, más aún después de leer tus 10 razones. Muy buenos argumentos para convencerme, especialmente por los faros, los atardeceres y pasear por las calles de Binibéquer Vell y otros pequeños pueblos. Saludos viajeros!

      1. Yo había estado anteriormente en Mallorca y el norte es una maravilla, pero es que lo de Menorca es increíble, si tienes oportunidad no dejes de viajar hasta allí porque seguro que te gustará :D

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    ¿Me ayudas?
    Share on facebook
    Facebook
    Share on twitter
    Twitter
    Share on pinterest
    Pinterest
    Share on linkedin
    LinkedIn
    DESTACADOS
    Podría interesarte

    NEWSLETTER “ASTURIAS PRESTOSA”

    TU GUÍA ALTERNATIVA Y RESPONSABLE PARA (RE)DESCUBRIR EL PARAÍSO

    Te vas a enamorar de Asturias. ¿Que cómo estoy tan segura? Pues porque es entrañable y acogedora. A veces cálida y otras un poco fría, pero huele a sal y sabe como para rechupetearte los dedos una y mil veces.

    Suscríbete y recibirás contenido exclusivo, reflexiones personales… ¡Ah! Y también te desvelaré algún rincón secreto.

    Prometo no ser pesada y escribirte solo cuando tenga cosinas interesantes para ti. Palabrita.

    Suscríbete y recibirás contenido exclusivo, reflexiones personales… ¡Ah! Y también te desvelaré algún rincón secreto.

    Prometo no ser pesada y escribirte solo cuando tenga cosinas interesantes para ti. Palabrita.

    “En asturiasprestosa.com (titularidad de Sandra Fernández Sánchez) trataremos los datos que nos facilites con la finalidad de enviarte nuestro contenido. Podrás ejercer los derechos de acceso, rectificación, limitación, oposición, portabilidad, o retirar el consentimiento enviando un email a hola@asturiasprestosa.com. También puedes solicitar la tutela de derechos ante la Autoridad de Control. Puedes consultar información adicional y detallada sobre protección de datos en nuestra política de privacidad.